Juego de blogueros 2.0: Tartar de gambas y fresas con jamón

28 de febrero, el día de mi tierra. Hoy los andaluces celebramos nuestra historia, nuestras conquistas y pérdidas, nuestra esencia.20170207_152033

Un nuevo final de mes y una nueva edición de Juego de Blogueros, este reto organizado por Mónica, autora del blog Dulce de limón, donde cada mes, un grupo de cocinillas nos reunimos virtualmente y votamos por un ingrediente de temporada, con el que después realizamos una receta y publicamos, todos a la vez, el último día del mes, a primera hora de la mañana.

Hay meses en que la elección de ingredientes nos tiene en vilo hasta que se produce el último voto, pero este febrero tuvimos una apabullante victoria de la fresa desde un principio. No me alegré con la elección, otro mes que el ingrediente triunfador es una fruta y además la fresa… con la que ya participé por primera vez en este juego, hace ya casi tres años.

¿Qué le vamos a hacer? Se que la temporada de fresas y fresones ya ha comenzado, conozco bien la campaña de recolección, pues muchos habitantes de mi localidad natal, se desplazan, de febrero a junio, a tierras onubenses para trabajar en una de las labores agrícolas manuales más duras del campo, la recolección de la fresa. Aún así, a principios de febrero la fresa onubense aún no está madura y es difícil encontrar buenas fresas, las podemos comprar de invernadero, pero yo, enamorada de mi tierra y sus productos (sobre todo los de cultivo natural) no puedo, casi no debo, comprar fresas de invernadero. Y es que vivo a pocos a kilómetros de la provincia de Huelva, productora del 65% de la fresa que se consume en España y del 89% de la que se exporta al resto de Europa.

Fresas, que junto al Jamón ibérico y la gamba blanca son tres de los productos más reconocidos de Huelva y que han ayudado enormemente a otorgarle a esta, el título de Capital gastronómica 2017.20170207_152041

Con todo este reconocimiento, el cariño que le tengo a esta tierra y el amor por los amigos que Huelva me ha regalado a lo largo de los años, no queda otra que buscar unas fresas, o en este caso fresones de mi tierra y cocinar con toda la devoción que me provoca este juego y el lugar de donde provienen los ingredientes con los que hoy voy a trabajar.

Antes de ponernos con la receta, vamos a visitar al resto de compañeros que seguro, han logrado unas combinaciones sorprendentes y deliciosas en sus platos con fresa.

Laura y Samuel: Aglutinados

María José: Aquí se cuece jugando

Elvira: Así se come en Granada

Ana María: Azucarito de Ana

Carabiru: Birulicioso

Carlota: Art i cuina

Fe: código secreto 280

Mónica: dulce de limón

Rebeca: enganchados a la cocina

Inma: Entre 3 fogones

Ana N.: Entre obleas y a lo loco

Raxel: Home and run

Sandra: Just foods lovers

Silvia K.: Kuinetes

Leila: La nueva cocina de Leila

Carolina: Las recetas de Carol

Ligia: Los dulces de Ligia

Jorge: Mastercocinillas

María: Mins cocina

Antxon: Muslo y pechuga

Maribel: Picoteando ideas

Pamela: Recetas económicas y creativas

Neus: Roro saca bolas

Kemberlyn: Sonrisa vegana

Melissa: soy repostera

Maryjose: Tapitas y postres

Silvia A.: Una pizca de na

INGREDIENTES: (Para 2-4 personas)

300 gr gamba blanca fresca de Huelva

6-7 fresones de la marisma del Guadalquivir

4-5 lonchas finas de jamón ibérico de la sierra de Aracena

1 cebolla fresca

1 taza de cilantro fresco

3-4 cucharadas de vinagre de Módena

1 cucharada de azúcar

50 ml AOVE

zumo de dos limas y ralladura de 1

2 guindillas- sal- pimienta blanca recién molida

En primer lugar vamos a preparar un crujiente de jamón, para lo que calentaremos el horno con calor arriba y abajo a 160 grados. Colocamos nuestras lonchas de jamón sobre papel vegetal y cubrimos con otra lámina del mismo papel, presionando bien para que se peguen las dos capas al jamón. Lo metemos al horno durante 10 minutos aproximadamente o hasta que las lonchas empiecen a tostarse. Sacamos del horno, destapamos y cubrimos con papel de cocina para que absorban la grasa que suelta el jamón y dejamos enfriar hasta tener un crujiente. Reservamos. (Las fotos del jamón quedaron demasiado borrosas para mostrarlas, disculpadme).

El segundo paso es preparar un aceite con sabor a marisco, para lo que vamos a poner el aceite de oliva virgen extra en un cazo a calentar a fuego muy bajo, con las dos guindillas dentro y las cabezas de las gambas, sin dejar que hierva, dejaremos sobre el fuego unos 12 minutos, o hasta que las cabezas estén cocidas. Tapamos el cazo y dejamos infusionar hasta el momento de su uso.20170207_140121

Tercer paso. En un bol mezclamos el azúcar con el vinagre de módena y la raspadura de una lima. Lavamos bien los fresones, los troceamos en dados muy pequeños y añadimos al bol, donde dejaremos macerar al menos 20 minutos.20170207_143046

Cuarto paso. Pelamos las gambas que teníamos ya sin cabeza, retirando con una puntilla la tripa del interior y las troceamos del mismo tamaño que picamos las fresas. En mi caso, de cada gamba he sacado 5 trocitos.20170207_142119

Picar la cebollita fresca y el cilantro, añadir el zumo de las dos limas, una cucharada de sal y un poco de pimienta blanca molida. Añadir las gambas picadas y mezclar muy bien.20170207_144626

Ya tenemos todos los preliminares listos para montar nuestro plato:

Pasamos por un colador nuestro aceite macerado y añadimos a la mezcla de gambas una cucharada sopera de este.

Colamos las fresas que teníamos en vinagre para eliminar el sobrante de líquido y las mezclamos con las gambas. Cuando todo esté bien mezclado, dejamos reposar en el frigorífico unos 15 minutos, probar de sal y servir.20170207_150617

Para emplatar podemos usar un aro y colocar el tartar en el centro de platos individuales (como en las fotos) o servir en cucharillas de aperitivo. Regamos con unas gotas más del aceite de marisco y troceamos con las manos las lonchas crujientes de jamón, para tener lascas que espolvorearemos por encima del tartar para dar un poco más de salinidad al plato y un toque crujiente en la boca.20170207_152102

Buen provecho!

NOTA.  Si no sois muy amigos del pescado o el marisco crudo, podéis cambiar el orden de preparación del plato, dejando marinar las gambas troceadas en el zumo de lima unos 20 minutos antes de añadir el resto de ingredientes, de esta forma su carne estará cocida a la hora de montar el plato.

 

Anuncios

30 comentarios en “Juego de blogueros 2.0: Tartar de gambas y fresas con jamón

  1. Pues para no haberte hecho ilusión la fresa… te has inspirado bien!!! Solo puedo decirte que me encanta tu aportación Noelia, ahhh y como se ve que tiras para tu tierra… La denominación de Origen de los productos la puedo cambiar no??? jajajaja Un besito guapa!!!!

    Le gusta a 1 persona

    • Hola guapa!! No he tenido tiempo de ver vuestras propuestas, pero una macedonia además de ser muy socorrida está muy rica, que un bocado sea muy elaborado no es meritorio si no está rico, yo también preparo recetas rápidas y ligeras algunos meses y hay que estar orgullosa de nuestro trabajo siempre!! Besitos 😚😚

      Le gusta a 1 persona

    • Precisamente miedo es lo que sentí antes de probarlo… si llega a estar malo me estampo contra la pared, jeje. Pero gustó tanto en casa que las sobras sirvieron de aderezo para una ensalada de brotes en la cena. Me alegro que te guste!! 😘😘

      Le gusta a 1 persona

  2. ¡¡Feliz día, Noelia!! Espero que estés pasando un buen día festivo, ya veo que por comida de fiesta no va a ser, pues este tartar parece sacado de un restaurante de varios tenedores. ¡¡Qué combinación tan estupenda!! ¡¡Y qué presentación!! Este plato huele a primavera y sabe a mar, ¡¡qué delicia!!
    No me importa comer pescado crudo, porque de hecho, me suelo comer el del sushi pero me da la sensación que está menos crudo, pues es más anaranjado, así que en esta ocasión, creo que preferiría dejar un tiempo las gambas macerando y ya no tendría ningún reparo. Por cierto, me ha encantado ese aceite de gambas, esta vez, hasta con las guindillas, pues al no estar abiertas y no comerlas directamente, no serán tan picantes. Bueno, es lo que pienso, precisamente no soy ninguna experta en guindillas, ja, ja. Tú sabrías decirme mejor si no pica apenas. Besitos.

    Le gusta a 1 persona

    • Hola Isa!! El día de ayer dio para mucho, no me puedo quejar; y el tartar no es nada picante, sino fresco y ligero, la guindilla así, poco hervida solo acentúa el sabor del marisco, un besote y me paso a verte en un rato!!

      Me gusta

  3. Espectacular! Y como bien dices, todo un tributo a las tierras Onubenses y sus productos; sin ninguna duda se pueden sentir orgullosos del trato exquisito que les has dado a cada uno de ellos. Así que supongo -estoy seguro más bien- que el resultado solo puede ser impresionante. Me ha encantado, también, cómo preparas el aceite de gambas. Apuntado queda 😉 Muchas felicidades Noelia, muchas gracias por tu propuesta y besitos

    Le gusta a 1 persona

  4. Noeeee pero que rico, estoy de acuerdo que la fresa de invernadero no es lo mismo, tiene sabor pero cuando pruebas las de temporada te das cuenta que nada que ver. Si te digo la verdad cuando las empecé a ver este de de febrero en el supermercado me sorprendió, no entendía nada, pero bueno también está bien tener una temporada mas larga primero las de invernadero y luego las de temporada jejejej
    Me encanta la aportación tuya de este mes, es un plato tan fresco y sabroso que no me podría resistir si lo tengo delante, felicidades guapa 🙂

    Le gusta a 1 persona

    • Gracias Maribel!! Estoy contigo que aunque menos sabrosas, es fantástico tener verduras y frutas durante mas tiempo en los mercados, como los tomates que podemos disfrutar todo el año aunque los buenos lleguen en verano. Un besazo!

      Le gusta a 1 persona

  5. Me encanta la combinación de sabores y contrastes que deben aportar este fantástico trío en cada bocado. Imagínate que iba leyendo tu receta a la par que se me iba llenando la boca de agua … ¡si hace más de un año que soy vegetariana 🙂 ! Se ve que la “memoria gustativa” sigue ahí. Un tartar espectacular, un beso!

    Le gusta a 1 persona

  6. Wow! ¡Me ha encantado! Además de ser una de las recetas más originales del reto, es tremendamente apetitosa, y ya me la imagino en un aperitivo (la idea de las cucharitas me la apunto) ahora que parece que ya vendrá el “caloret” 😉
    Qué rica y vistosa. Todo un acierto de receta.
    Besos y felicidades 🙂

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s